El Portal Latinoamericano de la Aventura y el Turismo

Suscribite
 
Elegí
Aventurarse
como página
de inicio

Agregá
Aventurarse
a tus favoritos

Recomendanos
a un amigo



La Cordillera Real en Bolivia


Es la más conocida y visitada de las cordilleras de los Andes Bolivianos. Sus picos poseen una altura promedio de cerca de 6000 metros, lo que hace de esta cadena una de las más altas del planeta. Se inicia al sudeste con el majestuoso Cerro Illimani, muy próximo a la ciudad de la Paz, y llega al noroeste hasta el Illampu, muy cerca del lago Titicaca y del límite con Perú.

Punto de partida

La ciudad de La Paz, capital de Bolivia, es el acceso natural para llegar a cualquiera de las muchas montañas de la Cordillera Real. Eso brinda la oportunidad de conocer las calles de la ciudad y a su gente, los mercados y ferias, una gran variedad en la producción de artesanías y las iglesias de la ciudad. Luego de descansar allí alguna noche, llega el momento de partir hacia las montañas.

La aventura

La distancia a la mayor parte de las montañas de la Cordillera Real, desde La Paz, no supera los 50 kilómetros. Para llegar a las montañas en cuestión, debe transitarse desde La Paz, un camino por ripio. Luego, el acceso a cada una de ellas es diferente.

A sólo 35 kilómetros está el Illimani, algo así como el Centinela de la ciudad, ya que desde allí ya es posible divisarlo en toda su grandeza. Este cerro, con sus 6460 metros, es el más alto de la Cordillera Real. Su ruta normal es de una dificultad moderada y también posee rutas técnicas de esas destinadas para los verdaderos expertos en esto de ascender a través del hielo. En todo caso, una posibilidad más que atractiva es hacer un trekking de 1 o 2 días si el tiempo apremia o si se desea seguir hacia otras montañas de la cordillera.

Un rato más de camino se necesita para llegar a la base del Huayna Potosí, de 6088 metros. Se trata de una montaña clásica y un desafío permanente para los escaladores. Entre otras cosas, presenta buenas rutas para la escalada en roca y hielo. La Ruta Normal es relativamente tranquila pero otras rutas al igual que en el Illimani son de una gran dificultad. Pero, en cualquier caso, más allá del grado de dificultad, hay que contar con la suficiente preparación técnica y física si se desea hace cumbre en el Huayna Potosí. Llegar a la cumbre de esta majestuosa montaña obtiene como recompensa la espectacular vista del lago Titicaca. También es posible divisar desde allí la ciudad de La Paz.

Algo más al norte, a 70 kilómetros de la ciudad, se encuentra el Condoriri, de 5680 metros. Presenta la posibilidad de buscar su cumbre y regresar en unos tres días o cuatro, lo que lo hace una montaña de dificultad media más que interesante. Además, permite poner a prueba los conocimientos de la escalada mixta -roca y hielo- con ciertas dificultades pero, sin ser de dificultad extrema.

También para los amantes del esquí hay lugares posibles como el Cerro Charquini. El Charquini es una montaña de 5390 metros cercana al Huayna Potosí y que presenta rutas sencillas para escalada. Resulta, además, un buen entrenamiento para principiantes y para aclimatar antes de ascender alguno de los 6000 de la Cordillera Real.

La más alejada montaña de la cadena respecto a la ciudad de La Paz, es también una de las más importantes y sin dudas la que presenta la Ruta Normal más difícil en todo este grupo de montañas. Se trata del Illampu, de 6.368 metros.

Todas estas son solamente algunas de las posibilidades que presenta esta cordillera colmada de opciones para la aventura y que cruza como una columna vertebral gran parte del territorio de Bolivia. También es posible, simplemente, hacer trekking cerca de la base de alguna de estas montañas, llegar a alguno de los glaciares y armar campamento y hasta arrimarse por algunos tramos no técnicos de una de las rutas normales. Luego de escalar en alguna de estas montañas, o de hacer trekking o esquí, hasta es posible culminar la aventura conociendo uno de los lugares en torno al cual giró por siglos la historia de Bolivia: el Titicaca, el lago navegable más alto del mundo.

Nivel de dificultad

La Cordillera Real presenta diversos niveles de dificultad. Lo más sencillo son los trekkings por la zona llegando a los lagos que hay en las bases de las montañas. Hay dificultades medias como la ascensión por Ruta Normal al Huayna Potosí o al Condoriri e incluso al Illimani. Lo más complicado lo representan la Ruta Normal del Illampu y algunas rutas técnicas en Huyana Potosí, Illimani y Condoriri, con escaladas en algunos casos sobre superficies superiores a los 60 º de inclinación.

Equipamiento

Según la actividad. Pero en general hay que llevar muy buen abrigo, botas de trekking y carpa de alta montaña. Para la escalada en hielo hacia cumbres como Illimani, Condoriri, Huayna Potosí e Illampu es necesario usar botas dobles con grampones, bastones, piolets y equipo de escalada para hielo.

 

 

 

Ciudad Base: La Paz

Visitas turísticas. El mercado y los museos. Las opciones para hospedarse. Transportes aéreos y terrestres. Oficinas de turismo (más información).

 

 

Travesía en la Cordillera Real

Gadi Slomka, experto de Aventurarse.com, relata una travesía por la cordillera Real y su ascenso al Cerro Pequeña Ilusión, una de las bellas montañas del Valle Condoriri (más información).

 

 

 



Copyright 2000 - 2007 Aventurarse.com

info@aventurarse.com




Carreras de Aventura por país