El Portal Latinoamericano de la Aventura y el Turismo

Suscribite
 
Elegí
Aventurarse
como página
de inicio

Agregá
Aventurarse
a tus favoritos

Recomendanos
a un amigo

Mi primera carrera combinada con final feliz y podio
María Fernanda Basilio
- Aventurera


Se llevó a cabo el domingo 3 de agosto de 2003 la primera fecha del Dua Cross Hi Tec en el Centro de Entrenamiento Aventura Andina “Lago El Rocío”, en Pilar (Buenos Aires, Argentina), organizado por Aventura Andina. El desafío, en esta oportunidad, era recorrer 37 kilómetros: 12 kilómetros de cross country y coastering y 25 kilómetros de mountain bike en modalidad individual, categoría caballeros y damas.

El clima no ayudó en nada. Amaneció gris, pesado, lloviendo… ¡Qué fiaca que me dió arrancar! Pero de faltar, ni hablar, así que ¡allá vamos! Partí hacia Pilar junto a mis dos infaltables cábalas: mis hijos Juan Ignacio y Agustina Cobelo.

Apenas llegamos encontramos a Javier Lezica ya en todos los detalles… ayudando en la organización del estacionamiento. La verdad es que a pesar del día hubo una "asistencia" casi perfecta. Bajo la lluvia nos acreditamos, retiramos pecheras y kits, colocamos la placa identificatoria en la bicicleta y la llevamos al parque cerrado con nuestro respectivo casco.

Había muchas caras conocidas y amigos. La divina mujer, amiga, profe, campeona, Florencia "Flopy" Gorchs, que como siempre terminó 1º en Damas, Horace, Goyco y su señora, los compañeros de los Running Teams de San Isidro y Palermo, muchísimos integrantes del grupo Atletas Sur, Pablo, Julito, Gonzalo Terán (que terminó 1º en la general), y Carlitos Picón, con su stand de Dax Bikes, que me contuvo y me dió un par de indicaciones.

Estaba muy muy nerviosa. Era un día fatal para correr y más aún para pedalear. Seguramente iba a haber mucho barro, mi bici tenía cubiertas con tacos altos, y yo ya tenía en mi haber las únicas dos carreras combinadas en las que participé y no llegué a terminar… Mi cabeza no paraba… no paraba. Traté de relajarme y no pensar en eso. Me decía mi misma: “vamos Fer, acá viniste a divertirte, a embarrarte, a pasarle bien. Tranqui… hoy las cosas van a ser distintas”.

Se dio la charla previa a la carrera, y mientras el Colo Mourglia sacaba fotos, a cargar el camel-back con Red Bull, besar a los chicos, y… cuenta regresiva.

La carrera

Largada

Pasadas las 11:00 de la mañana largamos unos 200 aventureros con nuestras respectivas mochilas con todos los elementos reglamentarios. Mi meta personal era TER-MI-NAR la carrera.

Cross Country y Coastering (6 kilómetros)

Salimos corriendo por la entrada de autos, y luego bordeando el lago… vías de ferrocarril algo resbaladizas... senderos dentro de un bosque de acacias a orillas del río Luján... Javier y su equipo supervisaban todos los detalles. Mi hijo Juanchi me corría y esperaba en todos lados para sacarme fotos. Así hasta llegar al Parque Cerrado de mountain bikes (1º transición). "¿Hay algo más lindo que esto?"

Mountain Bike (15 kilómetros)

Tomamos las MTB y recorrimos lo que se suponía que iban a ser caminos rurales de tierra y pasto. Pero como consecuencia de la lluvia del día y días pasados terminaron siendo de barro. ¡Barro líquido!

"Bueno, vamos a ver si sirvió de algo la experiencia del Cross de Luján". A pedalear para adelante, con la bici lo más liviana posible, sin miedo, como me enseñara Flopy, firme, sin parar, sin hacer mucho cambio, como si nada. Luego, un poco de asfalto, ¡qué alivio! A pedalear fuerte un rato para arriba y para abajo como me enseñara Horace. Así leegamos a la entrada al country Estancias del Pilar. A pesar del barro, ya engrudo, hasta ese momento todo fue muy muy divertido.

En un momento se me metió un alambre en la rueda trasera que me dobló la pata de cambio y se me metió entre los rayos, y por ende, también se me salió la cadena. Félix que venía justo atrás mío paró a ayudarme… tratamos de enderezarla pero no pudimos. "¡Ca-ra-jooo! ¡No lo puedo creer! ¡Otra vez!"

El desgaste físico es tan grande que la sed y también el hambre aparecen sin que nadie los llame. Ni hablar de la presión mental que empecé a experimentar. "¿Voy a poder? ¡Claro que sí! Esta vez sí lo voy a lograr aunque tenga todo en contra…" Empecé entonces a caminar con la bici al lado, por suerte esta vez podía mover las ruedas. Nos cruzamos con los primeros que ya volvían, con Gonzalo a la cabeza.

Dejamos las bicis en el Parque Cerrado de MTB2 (2º transición) e iniciamos la etapa siguiente.

Cross Country (3 kilómetros)

Fue bordeando un lago bien grande, que se encuentra detrás del Country Estancias del Pilar, pasando alambres de pua, un bosque de espinas, con muchos desniveles y patinadas. Muy lindo, y ya habiendo cosechado algunas lastimaduras y rasguñones, llegamos nuevamente a las bicicletas.

Mountain Bike (10 kilómetros)

Al regresar al Parque Cerrado nos esperan nuevamente las bikes, para recorrer los 10 kilómetros que nos separaban del Lago El Rocío. A caminar de nuevo al lado de la bici rota. Me pasa mi angel de la guarda, Charly Maschwitz, ¡un SEÑOR!, un ser humano excepcional que se paró y me enderezó milagrosamente la pata de cambio y me puso la cadena. Entonces, apenas pude, me puse a pedalear hasta que empezó a hacer mucho ruido. Ahí me dí cuenta que había pinchado la rueda trasera, que encima se había "salido" de la llanta. Cuando encontré a un auxiliar de la carrera, tratamos de colocarla en su lugar, pero no pudimos, así que sacamos la goma y la cubierta y seguí en llanta. Más adelante pinché también la delantera, pero seguí como si nada, con la bici hecha harapos. Oídos sordos al chillido de la llanta, con la cabeza y la determinación puesta en LA META. Entré al predio del Lago El Rocío y ahí estaban en el camino de entrada Juan y Agus esperándome. "Dale ma, que falta poco. Casi todos pincharon y rompieron la bici. Dale faltan sólo 3 kilómetros y llegás, aunque sea hacelos caminando" ¡Casi muero de la emoción! "¡Qué divinos, ob-vio bichis que los voy a hacer!”

Cross Country (3 kilómetros finales)

Siguió un cross costeando el Río Luján, donde nos esperaban otros diferentes obstáculos para sortear, pura naturaleza. Nos metimos tanto de ida como de vuelta en un "arroyito" que nos llegaba hasta la cintura… ¡helado! Uno salía de ahí con una sensación de parálisis. Y todos los senderos estaban perfectamente señalizados. Ya casi no podía correr, lo hice prácticamente con tranco largo.

Llegada

Después de unas cuantas horas de carrera, después de pasar por varios estados emocionales, y superarlos, después de varios golpes y caídas, con un cansancio y agotamiento mental y físico enorme, ahí me estaba esperando la tan ansiada meta, en el mismo lugar de la largada. ¡Y ahí voy por la medalla con mis últimas fuerzas! ¡Qué felicidad!. Los saludos de todos los amigos que saben lo que esta llegada significaba para mí. ¡Mi primera carrera combinada que pude terminar! Qué lástima que no estaba Fede Lausi para festejar con él también. Ni miré el reloj, ni nada, ¡había logrado terminarla y desafiar mis propios límites! Siguió el control de botiquín y a cambiarse y ponerse ropa seca.

La premiación

A continuación la entrega de premios, copa y regalos de los sponsors para los ganadores de todas las categorías. Entonces Juan me viene a buscar corriendo, "¡mamá te acaban de nombrar!” ¡Encima hice podio! Tuve el 3º puesto de Damas mayor de 40. Era demasiado, ni me lo esperaba. ¡La copa vino totalmente de arriba!
Fue una experiencia de vida sin igual, la libertad de hacer lo que nos gusta, la superación de los propios límites, como la vida misma. Y de vuelta a casa feliz, con la satisfacción de haberlo logrado. ¡MISION CUMPLIDA!

Carrera dura. Evento perfectamente organizado. Nada quedó librado al azar. Recorrido bien custodiado por auxiliares y muy bien señalizado. Cruz Roja Argentina, voluntarios, carpa y ambulancia. ¡Todo más que bien y muy de AVENTURA!

Felicitaciones a todos los competidores del primero al último, hayan llegado o no a sus propias metas. ¡Recuerden que los últimos son los que miran!

Muchas gracias Javier Lezica y a toda Aventura Andina por la organización de este maravilloso evento para compartir como siempre con los amigos y la familia.

¡Hasta la próxima aventura!

 

 

Nota:

e-mail: fbasilioprensa@yahoo.com.ar

Toda la información del Circuito Dua Cross Hi Tec 2003 está en el Informe Especial que se publica en el portal.



Copyright 2000 - 2007 Aventurarse.com

info@aventurarse.com




Carreras de Aventura por país