El Portal Latinoamericano de la Aventura y el Turismo

Suscribite
 
Elegí
Aventurarse
como página
de inicio

Agregá
Aventurarse
a tus favoritos

Recomendanos
a un amigo


Argentina, 50 años en el Himalaya

por Marcelo Espejo   


8ª - 1998 - Cho Oyu (8188 m.)

La siguiente expedición estuvo conformada fundamentalmente por montañistas del norte de nuestro país. En esta oportunidad los integrantes fueron los salteños Mariano Merani, Fernando Martinis, Carlos Lewis, Alejandro Gimenez Gambetta y Rafael Petersen, los jujeños Julio Altamirano y Néstor Lizardo Franco y el porteño Luís Centeno. El también salteño Rodolfo Ramos Cointte fue el jefe de la expedición.

Tras dos semanas de trabajo en la montaña y luego de haber establecido tres campamentos, el 1° de mayo Altamirano y Merani consiguen llegar al lugar que supusieron era la cumbre en medio de una fuerte tormenta, que los obliga a permanecer pocos minutos antes de bajar. Unos días más tarde un segundo grupo tuvo que desistir de su intento a 7800 metros, dada la profundidad de la nieve. Franco abandonó su tentativa para ayudar a descender el cuerpo de un montañista ruso fallecido en el Campo 2.

La ruta elegida fue una variante de la normal utilizada desde el lado tibetano de la montaña. Fue también una expedición muy austera, sin sherpas de altura ni oxigeno. Estuvieron acompañados por el montañista americano Jay Sieger, fallecido este año en el Makalu.

Respecto a esta expedición es preciso hacer una aclaración ya que existe una duda respecto a haber alcanzado realmente la cumbre. Merani y Altamirano arribaron al plateau donde se encuentra la cumbre del Cho Oyu, circunstancia que sus compañeros pudieron observar con un telescopio desde el campamento base. Pero aparentemente y de acuerdo al comentario de unos escaladores italianos que estuvieron en el mismo lugar, esa no era la cumbre verdadera. Ese inmenso plateau esta unos 100 metros debajo de la cumbre, por un terreno con una pendiente muy suave, por lo que la distancia de caminata hasta la cumbre verdadera es importante. Dado el poco desnivel, es comprensible que en medio de una tormenta, pueda confundirse al mismo con la cumbre principal de la montaña. Eso hace que deba considerarse a este ascenso como una cumbre en duda.










Volver al índice



Copyright 2000 - 2007 Aventurarse.com

info@aventurarse.com




Carreras de Aventura por país